No es lo mismo un producto que un servicio

Pensando en e-commerce a veces confundimos un producto con un servicio.

Cuando compramos un producto en un supermercado olvidamos que además de ese producto estamos comprando el servicio (surtido, ambiente, medio de pago, asesoramiento, etc).

Poner un producto en la web, así por las buenas, no compite con un servicio necesariamente. Es más, en general no lo hace. Recuerda a las primeras épocas de los medios online. Parecía que subir los pdfs de las páginas de los diarios digitalizaba la experiencia del usuario, pero no.

1-ZciExL9ase2VB8XsTonlKQ

Si un fabricante no construye un servicio en su experiencia de e-commerce no sé cómo va a competir con Amazon (o Amazon Fresh si eres una empresa de alimentación / gran consumo).